Al momento de encontrarnos circulando por las calles nos podemos enfrentar a distintas variables que nos son imposibles de controlar. Dichas variables podrían hacer que nosotros ocasionásemos algún daño a terceros. Al momento de ocasionar dicho daño debemos tener en cuenta que la responsabilidad recaería sobre nosotros y por lo tanto debemos resarcir los daños ocasionados. Resarcir los daños podría ocasionar una pérdida significativa en nuestro patrimonio por lo tanto debemos de buscar mitigar los efectos adversos en estos. Una manera fácil y práctica de lograr lo anterior es adquirir un seguro vehicular que cubra daños a terceros. Si bien en algunos lugares la adquisición de este seguro es obligatoria, en los lugares donde no, este seguro siempre podría sernos de gran utilidad. Al momento de considerar adquirir un seguro que cubra daños a terceros resulta útil hacerlo a través de una compañía aseguradora confiable que nos brinde los mejores planes de aseguramiento a los precios más bajos.

Al momento de considerar adquirir un seguro que cubra daños a terceros resulta útil tomar en cuenta los siguientes puntos:

Prima.- el término prima hace referencia a la contraprestación que tenemos que pagar para poder contar con determinado seguro. La prima dependerá entre otras cosas de la cobertura que nos brinde nuestro seguro. Esta se paga usualmente una vez al año y cubre todo el periodo sin embargo existen esquemas de aseguramiento que nos permiten hacer pagos mensuales o en diferentes plazos.

Cobertura.- este término hace referencia a todo aquello que el seguro cubre. Al momento de determinar la cobertura resulta útil cerciorarnos de qué se incluye todo aquello que podría sernos útil al momento de hacer un reclamo. Como regla general podemos decir que a mayor cobertura mayor será la prima que tendremos que pagar. Resulta útil estar seguros de que la cobertura incluya los daños a terceros.

Compañía aseguradora.- otro punto que resulta de suma importancia es determinar cuál será la compañía aseguradora a la cual nos acercaremos para obtener el seguro que requerimos. Al momento de elegir a esta compañía resulta útil informarnos acerca del prestigio con el cual cuenta la misma para estar seguros de que recibiremos pronta respuesta al momento de requerirlo.

Una vez considerados los puntos anteriores el siguiente paso será acercarnos a un agente de seguros que nos asesore acerca de los distintos planes de aseguramiento disponibles en el mercado. Adquirir un seguro contra daños a terceros nos ayudará a hacer frente a los distintos gastos que pudieran surgir como consecuencia de esta responsabilidad.

22bfb980-34be-4aa5-99ae-02b4c53787a0

Topics: contratar seguro, daños a terceros, autoseguros, autoseguro, seguro de autos, seguros contra daños a terceros