En nuestra vida cotidiana llevamos a cabo distintas actividades que podrían presentarnos riesgos. Dependiendo de las actividades que realicemos estos riesgos podrían resultar mayores o menores sin embargo siempre debemos buscar la manera de mitigar los mismos. Al momento de buscar reducir los posibles efectos adversos que estos riesgos pudieran provocar en nosotros, resulta útil informarnos acerca de distintos planes de aseguramiento que reúnan las características que requiramos. La manera más sencilla de lograr lo anterior es acercándonos a una compañía de seguros confiable que ponga a nuestra disposición los distintos planes de aseguramiento que requerimos para poder hacer frente a las distintas situaciones catastróficas que se pudieran presentar en nuestro día a día. Al momento de acercarnos a estas compañías es necesario tener claros ciertos puntos para que las letras chiquitas no nos afecten.

Dentro de los puntos que conviene tener claros al momento de acercarnos a una compañía aseguradora los más importantes son los siguientes:

Póliza.- La póliza es el nombre con el cual se le designa al contrato de seguro. La póliza nos respaldará siempre que requiramos hacer uso de nuestro aseguramiento. En la póliza vendrán incluidas todas las cláusulas relacionadas con cuando podemos y no podemos ejercer nuestro contrato de seguro. Al momento de contratar un seguro por medio de una compañía aseguradora es necesario que en la póliza se estipule todo aquello que creemos será necesario para el correcto ejercicio del mismo.

Cobertura.- Otro término que conviene tener claro al momento de acercarnos a una compañía aseguradora es el de cobertura. Este término hace referencia a todo lo que el seguro nos cubrirá al momento de efectuarse un evento catastrófico. Como regla general podemos decir que a mayor cobertura mayor será la prima que tendremos que pagar por contar con una póliza de seguro que nos respalde en caso de que lo requiramos.

Deducible.- El deducible es aquello que tenemos que pagar cada vez que reclamemos el seguro. Lo anterior con el fin de que solo utilicemos el seguro en casos estrictamente necesarios. Al momento de contratar un seguro es necesario determinar cuál es el monto de deducible que estamos dispuestos a pagar para no llevarnos ninguna sorpresa.

Contratar un seguro a través de una compañía aseguradora confiable es algo que nos dará tranquilidad a lo largo de nuestra vida. Al momento de acercarnos a ésta es necesario tener claro lo que deseamos y expresarlo en la póliza para no llevarnos sorpresas.

22bfb980-34be-4aa5-99ae-02b4c53787a0

Topics: compañía aseguradora, contrato de seguros, aseguradoras, aseguradora, compañías de seguros, compañía de seguro,contrato de seguro